Nintendo 64 juegos

Hoy os traigo un Top 10 especial, ya que Nintendo 64 acaba de cumplir la mayoría de edad: 18 años. Fue, durante su época, la videoconsola más potente y más “accesiblemente jugable” (toma palabro) gracias a su sistema de control, sus inexistentes tiempos de carga por el uso de cartuchos y su gran faceta multijugador que llevaba los modos cooperativos y competitivos con amigos a otro nivel en sus juegos. Económicamente no triunfó, si lo comparamos con las ventas de su rival, la primera PlayStation, que vendió muchísimas más consolas por el hecho de ser fácilmente pirateable. Pero si por algo Nintendo 64 es tan recordada y querida fue por sus juegos. En este Top 10 recopilamos, en mi opinión, sus mejores juegos, dejando algunas maravillas fuera que me ha sido muy difícil no incluir.

10-Pokémon Stadium

Cuando la fiebre Pokémon te pilla siendo un niño y lanzan un juego en el que poder participar en combates pokémon con gráficos en 3D en Nintendo 64, y ATENCIÓN, usando tus cartuchos de GameBoy de Pokémon Rojo / Azul / Amarillo con un aparato que venía incluido en la caja del juego, tus sueños se hacen realidad. Un juego que no se basaba en el modo aventura y de entrenar de los juegos originales, pero sí mejoraba la gracia de combatir por hacer los combates más espectaculares. Lleno de modos de juego para combatir en torneos con sus reglas, superar a los líderes de los gimnasios, la Liga Pokémon y hasta combatir contra Mewtwo como jefe final. Y los minijuegos para varios jugadores eran un pique total. Para terminar, creo recordar que fue el primer juego de Nintendo 64 que vino doblado al castellano, o al menos el primero que yo llegué a ver por aquel entonces.

“-¡UUUH, ESTÁ PARALIZADO!”

9-F-Zero X

En la actualidad cuesta hacer que un juego de carreras te transmita sensación de velocidad. Pues Nintendo con F-Zero X (y su impresionante técnicamente aún hoy secuela F-Zero GX para GameCube) lo consiguió. Un juego de carreras de naves futuristas que llegaban a los 1000 km/h, con 30 naves en movimiento a la vez y circuitos llenos de loopings, giros, tramos inversos, “boosters” de velocidad, colores, efectos de choques… ¡Y todo sin sufrir ni una ralentización! También contaba con modo para varios jugadores, pero sólo para demostrar quién era el más rápido, sin ayuda de armas u objetos que ayuden, o entorpezcan, al jugador. Por cierto, su BSO, con temas clásicos de F-Zero de SNES y otros nuevos interpretados con un estilo heavy metal quedaba genial en la ambientación general del juego.

8-GoldenEye 007

Cuando Rare molaba, que era antes de que la comprase Microsoft, hacía juegazos, pero  JUEGAZOS en mayúscula. Ya habían trabajado con Nintendo en la época de la SNES para hacer los míticos Donkey Kong Country, y con Nintendo 64 se esforzaron al máximo dando también como resultado más maravillas. Tanto, que fueron capaces de crear el que es a día de hoy el mejor juego basado en una licencia de una película. Este juego de James Bond basaba su argumento y personajes con lo que se vio en la película GoldenEye. Otro título con un multijugador excelente, del que podría decir que fue el pionero de lo que hoy son los modos multijugadores de shooters actuales como Call of Duty o Battlefield. En el aspecto visual crearon personajes fotorealistas para aquel año, y la jugabilidad era increíble trasladando la vista en primera persona con precisión y comodidad a un mando de consola. Aunque si lo vemos y lo jugamos hoy nos dará una risita nerviosa de vergüenza…

7-Mario Kart 64

Si piensas en Nintendo 64 te vienen a la mente recuerdos de juegos, que te recuerdan a tardes con amigos y familiares jugando a 4, y así a su vez te viene a la mente Mario Kart 64. Son dos conceptos inseparables. Que también recordarás así los Mario Party y Super Smash Bros., pero como Mario Kart 64, ninguno. Con un aspecto visual simpático, varios modos de juego para un jugador muy interesantes y adictivos, con diferentes niveles de dificultad para pasarlos una y otra vez y, aún hay más, uno de los mejores modos multijugador para hacer carreras y batallas increíbles, este juego lo tenía todo para ser la estrella de todas las fiestas con amigos. Es tan mítico que aún hoy me reúno con mis amigos, una Nintendo 64, varias bebidas, cuatro mandos y Mario Kart 64 puesto. Yo creo que eso dice mucho de la calidad y diversión del juego.

6-Lylat Wars (Star Fox 64)

Lylat Wars lo recuerdo con cariño, ya que fue el primer juego propio que tuve de Nintendo 64 (la consola era de mi hermano y los juegos eran suyos, menos éste). Esta segunda parte de StarFox de SNES (recordemos que el 2, aunque llegó a estar terminado y la ROM circula por Internet, no salió a la venta nunca) mejoraba lo que ya de por sí se veía impresionante en SNES. Niveles en 3D para recorrer en un shooter aéreo que se manejaba de una manera muy arcade, lleno de explosiones, cosas a las que disparar, secretos y muchísima diversión. Teníamos bastantes niveles, cientos de caminos y rutas a elegir hasta llegar al final del juego (cambiaban el jefe final y algunos aspectos de la historia), podíamos manejar tres vehículos y no sólo la nave Arwing, también un tanque o un submarino en varios niveles. Su modo multijugador no era tan divertido, la verdad. Además, introdujo un periférico nuevo, el Rumble Pack, que se ponía en el mando y vibraba para sentir los golpes del juego. ¡Un pionero! Además, tenía una BSO increíble que acompañaba y ambientaba perfectamente los niveles. Lylat Wars es tan mítico que muchos jugadores han creado cientos de memes y se hacen referencias al juego en la cultura actual. Hasta mi abuela sabe lo que es “Do a barrel roll!”. Por cierto, buscad en Google “Do a barrel roll”.

PD: Slippy, muérete y así te callas de una vez.

5-Banjo-Kazooie

Otra vez Rare en la lista, y otra vez creando un juego de plataformas, y otra vez creando una obra maestra. Banjo-Kazooie tiene la base de todos los plataformas vistos en Nintendo 64 de mundo en 3D, cámara libre, varios movimientos y búsqueda y recolección de objetos para avanzar en la aventura. Pero lo que de verdad le hacía tan genuino era su sentido del humor ácido y a veces duro, oculto bajo una apariencia de cuento, y que sus personajes tenían un carisma grandísimo: desde Kazooie con su afilada lengua hasta el capitán del barco hundido que hablaba con eructos. Los niveles tenían un diseño alucinante, porque no eran muy grandes pero sí muy vistosos y divertidos de explorar para encontrar sus secretos. Además, era bastante más largo de lo habitual en estos juegos para cuando salió a la venta. Su segunda parte fue también una obra maestra que mejoraba todo lo que ya se vio en la primera, y su tercera parte… Bueno, digamos que desde que Rare fue comprada por Microsoft no es que sentase muy bien el regreso de la pareja a las consolas. Lástima.

4-Paper Mario

Si algo esperaban los usuarios de Nintendo 64 es que sacasen el anunciado y confirmado para aquel entonces Final Fantasy VII en su consola. Y si algo dolió a los usuarios de Nintendo 64 es que sacasen el anunciado y confirmado para aquel entonces Final Fantasy VII en la consola de la competencia. Nintendo 64 gozó de juegos de plataformas, shooters y multijugador, pero siempre le faltó el tener mayor cantidad y calidad de juegos RPG. Por suerte, Paper Mario cumplió. Digamos que es la secuela espiritual de lo que en su día fue Super Mario RPG: Legend of the Seven Stars de SNES. Es un juego de rol por turnos en el que manejamos a Mario y a varios compañeros en el que teníamos que recorrer siete partes diferentes del Reino Champiñón para, ah qué sorpresa, salvar a la Princesa Peach de Bowser. El argumento era lo de siempre, pero lo que destacaba del juego era su curioso apartado técnico que mezclaba 2D de personajes y efectos con un 3D de los escenarios y algunos objetos, todo metido en una especie de obra de teatro muy graciosa y colorida. Y el sistema de combate era muy divertido, dejando de lado el típico modo de combate RPG por turnos de “ahora pulsa este botón, otra vez, otra vez…” y te hacía pulsar en un momento dado, mover el joystick, girarlo… Era muy largo y con muchos secretos. Aunque pueda parecer infantil y fácil al principio, la verdad es que se volvía un desafío exigente.

3-The Legend of Zelda: Majora’s Mask

Si coges el motor gráfico de The Legend of Zelda: Ocarina of Time, pero mejorado con el Expansion Pack y le pones la misma jugabilidad con más opciones, te sale este juego. No me equivoco diciendo que The Legend of Zelda: Majora’s Mask es el juego de The Legend of Zelda más impactante: te puedes encontrar conceptos tan opuestos en el mismo cartucho como son la felicidad eterna de algunos personajes o lo colorido de los escenarios, y de pronto puedes ver los horrores más grotescos y a los personajes más pesimistas y deprimidos del Universo. Sin duda éste es el juego de Nintendo más adulto y oscuro que jamás hayan hecho. Con la misma libertad en un mundo abierto de la primera parte nos meten la presión de tener que terminar la aventura en tres días dentro del juego (que no reales), porque al tercer día la luna caerá sobre el mundo. Para ello contamos con el poder de diferentes máscaras que nos transformarán en razas conocidas de los mundos de Zelda para usar sus habilidades y otras que nos ayudarán a completar diferentes objetivos. Un juego cuyo concepto en principio puede parecer agobiante, pero en realidad y cuando te pones en faena no lo es tanto, ya que puedes controlar el tiempo a tu antojo y la mayoría de progresos hechos se quedan guardados. Una aventura que recuerda a películas como Atrapado en el Tiempo por el concepto general y su mecánica. Lástima que no sea más largo. Personalmente, es el juego que más me gusta de la saga The Legend of Zelda, aunque sé que los hay mejores, pero el “horrible encanto” de este juego me enamoró desde la primera vez.

2-Super Mario 64

El primer juego de Nintendo 64 y el padre de todo lo que se conoce hoy como aventura en 3D. No recuerdo un mejor juego de lanzamiento con una consola en todos los años que llevo jugando. Lo que Super Mario 64 ofrecía era un plataformas en escenarios muy grandes, con libertad total de exploración y una jugabilidad muy depurada con cientos de movimientos. También introdujo el interesante concepto de la cámara libre en los videojuegos 3D. Todos los juegos que se vieron posteriormente del estilo similar tenían algo prestado de lo que se hubiera visto en él. Ahora puede parecer un juego corriente, pero imaginaos cuando en 1996 coges el mando de Nintendo 64 por primera vez y te pones a dar saltos y a moverte por ese inmenso mundo, una aventura muy larga y llena de secretos. No había nada como él. El precursor de lo que es la industria del videojuego hoy en día.

1-The Legend of Zelda: Ocarina of Time

No sé qué decir aquí que no se haya dicho ya en millones de webs o revistas. Estamos ante el mejor videojuego de la historia, el mejor título de Nintendo 64, el mejor juego de la saga The Legend of Zelda y el mejor juego que haya hecho Nintendo jamás. Cuando salió en 1998 ya se sabía que era importante cuando veías que había ediciones del juego con el cartucho dorado, y en verdad era oro puro. El concepto de la saga de exploración, mazmorras, objetos y aventuras pasó a las 3D, en un mundo inmenso con total libertad de movimiento, cientos de cosas por hacer, una historia alucinante y desafíos que completar. Y todo eso está bien, pero cuando vuelves a jugar a un juego sólo por el placer de dar una vuelta o de ir a tu rollo, sabes que estás ante un gran juego. Lo que le hizo ganarse el título del mejor videojuego de la historia fueron unos gráficos increíbles para la época, una jugabilidad que inventó nuevos conceptos como el sistema de apuntado (que hoy en día tienen todos los juegos de aventuras o acción), su larga duración y su magnífica BSO con grandes temas para el recuerdo. Si tenías una Nintendo 64 y no tenías este juego, o peor, ni siquiera llegaste a jugarlo, no te mereces que te cataloguen como jugón, o gamer, que se dice ahora.

Menciones Especiales

Os dejo algunos juegazos que no cabían en la lista pero que también están entre los imprescindibles de la consola: Banjo-Tooie, secuela de Banjo-Kazooie más grande, duradera y divertida; Donkey Kong 64, muy en la línea de todos los plataformas de la consola de “busca y colecciona” manejando a cinco personajes con diferentes habilidades; Star Wars: Rogue Squadron, el primer juego de Star Wars que, cuando salió, simulaba perfectamente qué se sentiría si fueras un piloto de naves de las películas; Turok 2: Seeds of Evil, mejorando su primera parte y añadiendo más armas, más violencia y una historia mucho más profunda; Super Smash Bros., el juego de lucha por excelencia de la consola y origen de los mayores piques entre colegas de la historia; Perfect Dark, secuela espiritual de la jugabilidad de GoldenEye 007 pero con armas e historia futuristas, los mejores gráficos de la consola; Conker’s Bad Fur Day, otro plataformas más, también de Rare (contando éste, ya van 5 juegos de esta compañía en la lista), protagonizado por una ardilla con resaca. Un juego con mala leche y muy adulto bajo un aspecto infantil; Y terminamos con Resident Evil 2, que lejos de ser un port para la consola es una versión mejorada en gráficos, extras y modos del que se supone es el mejor Resident Evil de la historia.

8 Comentarios

  1. Estoy de acuerdo con Iván en casi todo. Es lo que tiene ser el hermano que tenía la máquina y la mayoría de los juegos (que a saber si los vuelvo a recolectar, esa será mi próxima gesta). Salvo en un detalle. He visto el Wave Race 64 en un top. Yo no lo metería en el top, pero sí en la mención especial. También era muy original en su planteamiento, tenía una gran jugabilidad, una banda sonora buenísima (con un rollo heavy como F-ZeroX), y fue precursor de muchos juegos posteriores de deportes extremos y acrobacias, como 1080 Snowboarding.
    Para terminar me gustaría insistir en varias ideas expuestas por Iván. Ninguna compañía innovó ni arriesgó tanto como Nintendo. Aún hoy, fueron los primeros en sacar unos sensoresdde movimiento que eran ágiles y bien explotados.
    Por otro lado, estoy muy cansado del eterno argumento de los detractores de la 64 y de Nintendo: que los juegos son muy infantiles. Hay que ser adultos con las ideas claras, conocimiento y “un par” para meterse en los berenjenales que se metió Nintendo. Todas las compañías le deben mucho a esa consola, a esa generación de juegos y a esos pioneros. Seamos serios. Yo les digo a sus detractores: un respeto, que todos estamos en deuda con Nintendo.
    Salud y larga vida a esta página y los que trabajan en ella!!!

  2. ¡Me encanta!

    Esta consola es mi preferida junto a la Super Nintendo y cada vezvque hablan de ella mi brillan los ojos, como ahora.

    A casi todos los titulos puestos aquí he jugado mas algunos mas.

    Felicidades por la web, os tengo ya en favoritos ^-^

    Voy a hacer un pequeño top yo también sin orden;

    -The Legend of Zelda: Ocarina of Time
    -The Legend of Zelda: Majora’s Mask
    -Super Mario 64
    -Goldeneye 007
    -International Superstar Soccer 98
    -Banjo Kazooie
    -Mario Kart 64
    -Top Gear Rally
    -Lylat Wars 64
    -Get Force Gemini

    Escrito desde Wii U

  3. Este tipo de post me vienen genial, porque así voy planeando cuáles serán mis próximas adquisiciones y qué juegos debería jugarme cuanto antes xD.
    Pocas cosas me dan tanta rabia como no poder disfrutar de una N64 propia cuando era niña. Recuerdo que siempre que iba a dormir a casa de mi primo me despertaba antes que él para poder aprovechar al máximo el Super Mario 64 o el Ocarina of Time en su consola, y esos piques que nos echábamos con el Pokémon Stadium. Eso sí, menos mal que no jugué al Majora’s Mask, porque con el mal rollo que da el juego seguro que habría tenido pesadillas.

    ¡Gran artículo, espero que hagas más Tops!

  4. Me encantan estos posts en los que cada uno lista sus TOP personales. Nintendo 64 es mi consola de sobremesa favorita, la niña de mis ojos. En aquellos tiempos los juegos no abundaban en casa como ahora, ya que la pasta la ponían nuestros padres (y cada cartucho costaba un huevo y la yema del otro xD), y mi hermano y yo por aquellos tiempos llegamos a tener un máximo de unos 12 o 13 juegos de Nintendo 64, más no.

    Así pues, de la lista que tú presentas hay algunos que todavía no he jugado: Majora’s Mask, Paper Mario, F-Zero X… Sigo a la espera de que salga el Majora’s para 3DS, a ver si nos dan el sorpresón pronto. Estos son mis diez preferidos, sin un orden concreto:

    Goldeneye 007
    Super Mario 64
    Wave Race 64
    Turok 2
    Lylat Wars
    Perfect Dark
    Mario Kart 64
    Banjo-Kazooie
    Diddy Kong Racing
    International Superstar Soccer 64

    Tal vez Super Nintendo tuvo más cantidad de juegazos, pero con esta consola mis amigos y yo nos pasamos meses viciando a Goldeneye, Perfect Dark, Mario Kart 64, ISS64 todas las tardes a cuatro jugadores. Así que me trae unos recuerdos irrepetibles. ¡Saludos!

    • No está nada mal 12 o 13 juegos eh! La verdad queme encanta recordar esos momentos en los que te reunías con tus amigos a jugar y no había más preocupaciones.

      Gracias por listar tu top favorito!

  5. ¡Fabuloso! ¡Me ha encantado este post! Y me ha entrado una cosita en el estómago al ver los vídeos y recordar viejos tiempos, que me han entrado ganas de jugarlos de nuevo (si no fuera porque yo era de los amigos que se iba a casa de otro a jugarlo).

Dejar respuesta